Queridos amigos,

En estas fechas solemos estar bastante estresados, pensando y buscando regalos por todas partes, preparando los encuentros familiares, viajes, comidas, cenas.. etc    Mucho más agobio si además de todo esto tenemos que trabajar y no vemos el momento de que lleguen las tan merecidas vacaciones..

Los niños están nerviosos, son bombardeados continuamente por anuncios de TV, catálogos y carteles por todas partes que les incitan a pedir absolutamente de todo, hay veces que no se portan tan bien como desearíamos y es frecuente recurrir a la frase “pórtate bien, que ya sabes que te están vigilando y si no no te van a traer regalos..”   




Puede que a nosotros  no nos salga por naturaleza, pero es difícil controlar a abuelos, familiares, vecinos, amigos.. ¿por qué lo decimos? ¿realmente queremos que se porte bien sólo por recibir regalos o por miedo a lo que pueda pasar si no lo hace?




Si queremos mantenernos firmes en la creencia de que una crianza respetuosa es la opción más acertada tenemos también que luchar contra estos momentos, aunque a veces sea algo difícil, y poco a poco sustituir nuestro discurso por otro basado en valores.

Los niños son niños y se portan como tales, unas veces mejor y otras veces peor, qué aburrido sería si naciesen ya comportándose como adultos, o qué peligroso.. Dejémosles su espacio para equivocarse y aprender, y acompañémosles en el proceso, acabarán siendo grandes personas!!

No les mintamos: la leyenda de los Reyes Magos tiene su magia, claro que si!! Pero no para convertirles en seres omnipresentes que les vigilan y pueden castigarles, noooo!!!!

Los Reyes son una preciosa expresión de amor e ilusión de los padres y niños todos tenemos que permitirnos disfrutar de estos momentos que siempre quedarán grabados en nuestras memorias.

Su labor es llevar regalos a todos los niños del mundo y eso es lo que hay que desear. Y la mejor manera de conseguirlo es haciéndoles partícipes, explicándoles que para poder lograr su objetivo tiene que haber sitio para todos en los sacos que cargan los camellos, por tanto deben pensarse muy bien lo que necesitan y dejar espacio para los demás. En realidad sólo necesitan una cosa.. nuestro tiempo con ellos..




Y deben tratar de portarse bien siempre, todos los días del año, sin necesidad de premios o castigos, porque así se sentirán bien con ellos mismos, disfrutarán de la familia y amigos, y disfrutarán de experiencias enriquecedoras.

Aquí os dejo una plantilla de carta que podéis descargar e imprimir para escribir con ellos, haciendo balance del año y recordando todos sus logros, seguro que a sus Majestades les hace mucha ilusión.


Con cariño,

Miriam



PD: Si queréis que os la envíe por correo o necesitáis hacer alguna modificación pedid por esa boquita! Os espero en 5d.lasrozas@gmail.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies